Cultivo y cuidados de las orquídeas: una guía detallada para tener bonitas flores

Orquídeas en mi jardín

Las orquídeas son plantas de origen tropical que, gracias a su capacidad de adaptación, se cultivan hoy en día por todo el mundo. En la familia Orchidaceae, nombre científico que agrupa a todas las especies distintas de estas plantas, se catalogan más de 25 mil orquídeas naturales y muchos híbridos obtenidos por el hombre. Tanto las formas exóticas de estas flores, como sus vistosos colores, son cautivadoras y por ello adornan los hogares de millones de aficionados a estas bellas plantas. Con la siguiente información podrás conocerlas tan bien que su cultivo te resultará muy sencillo.

¿Cuándo florecen las orquídeas?

En su hábitat natural, las orquídeas pueden florecer varias veces al año. En los comercios es habitual encontrar orquídeas con flor en cualquier época, pero no todas ellas tienen el mismo periodo de floración. La phalaneopsis, por ejemplo, comienza a emitir los tallos florales a finales de invierno y las flores se abren en primavera. La paphiopedilium y la cimbidium, en cambio,  exhiben sus flores en pleno invierno. Cuando una orquídea comprada pierde las flores con la que la adquirimos, podemos esperar que vuelva a florecer de nuevo a la siguiente temporada.

Lo importante para conseguir que nuestras orquídeas vuelvan a dar tallos florales en casa es conocer las condiciones de luz, humedad y temperatura que cada planta necesita. Al ser flores que proceden de los trópicos, podemos dar por hecho que todas ellas necesitan luz solar filtrada, humedad en la tierra y temperaturas cálidas. Como regla general se deben regar una vez por semana, aunque en invierno podemos alargar uno o dos días más los riegos.

Cuidados de las orquídeas en cada estación del año

Cuidados de una orquídea en otoño/invierno

Las orquídeas adoran el clima cálido y húmedo, son plantas tropicales y en nuestro clima están más bonitas y activas de primavera a verano. Aún así, también hay que cuidarlas durante el invierno para que tengan un buen desarrollo.

1. Procura que reciba suficiente luz.
2. Evita exponerla a corrientes de aire.
3. Aléjala de fuentes de calor seco como radiadores o calefactores.
4. Genera humedad a su alrededor: puedes ponerla sobre una bandeja con grava y agua, pulverizar agua sobre ella de vez en cuando, o utilizar un humidificador en la sala donde la cultivas.
5. Observa las raíces y las hojas de vez en cuando: Raíces secas y grises, u hojas arrugadas, indican que la planta necesita más agua. Las raíces de una orquídea deben verse verdes y gorditas.

Cuidados de las orquídeas en primavera/verano

Conforme se acerca la primavera, las orquídeas reactivan su crecimiento y comienzan a sacar hojas nuevas. Es momento de darles una limpieza, comprobar que gozan de buena salud y satisfacer sus necesidades nutricionales. También puede ser momento de trasplantar a una nueva maceta.

1. Las hojas se pueden limpiar con un paño suave mojado en leche o zumo de limón diluido en agua. Las hojas marchitas se recortan y se quitan viejos tallos florales. Revisaremos que no hayan plagas de pulgones o cochinillas.
2. Las raíces deben ser verdes, algo rosadas e incluso magenta. Las hojas deben ser verde brillante y verticales. Hojas amarillas indican exceso de riego o deficiencia de nitrógeno. Las puntas secas y feas suelen reflejar demasiado fertilizante o demasiada luz.
3. Si observas que crecen nuevas raíces, es momento de trasplantar. Las orquídeas se recuperan mejor de un trasplante si éste se hace antes de que las raíces se hayan desarrollado. Si la planta ya se sale de la maceta, puedes optar por dividirla y así conseguir dos macetas de orquídeas. 
4. Es el momento de aumentar la frecuencia de riego (que en invierno es más escaso) y fertilizar.
5. Es momento de observar la aparición de tallos florales en las orquídeas de floración primaveral y guiarlos con tutores.

Raíces orquídeas

Macetas adecuadas para una orquídea

Una maceta adecuada puede ser vital para nuestra planta y, en el caso de las orquídeas, debe ser una con mucho drenaje. Debe haber agujeros en el fondo del tiesto para garantizar que el exceso de agua salga por completo. Generalmente, en los comercios, se encuentran orquídeas con macetas convenientes, pero si llega a tus manos una que no tenga estas condiciones, debes trasladarla a una nueva.

El sustrato 

La orquídea se debe plantar en un sustrato que no retenga agua y drene con rapidez, por ello se suelen emplear mezclas a base de corteza de árbol o musgo. De las dos opciones, los sustratos a base de corteza permiten que el agua drene rápidamente, por lo que será necesario regar con mayor frecuencia. Las mezclas con musgo, al retener más agua, permiten espaciar más tiempo los riegos.

Temperatura y luz

La temperatura óptima para cultivar orquídeas está en el rango de los 16 a los 24 ºC, si bien pueden soportar hasta los 30ºC de máxima y los 9ºC de mínima. Manteniendo las plantas en un ambiente de temperaturas moderadas y con buena ventilación, la orquídea producirá flores grandes y hermosas.

Las orquídeas deben ubicarse cerca de una ventana muy luminosa, orientada al sur o al este. Necesitan mucha luz, pero no sol directo. 

Cómo regar las orquídeas

La frecuencia de riego de las plantas dependerá del nivel de humedad en cada clima y de las macetas que se utilicen. Lo habitual es regarlas cada pocos días, ya que necesitan humedad. Pero es habitual cometer el error de excederse en el riego y que las plantas mueran por podredumbre de raíz.

Riego excesivo

Para evitar pasarte y terminar ahogando tu orquídea, riega según lo húmedo que notes el sustrato. Puedes comprobarlo hundiendo el dedo en la maceta, si notas humedad no es necesario que riegues. De lo contrario, debes regar. Las macetas transparentes es que se suelen vender estas plantas puede ayudar, ya que mientras hay suficiente humedad se ve la condensación del agua en la pared. Si no se aprecia, es hora de regar.

Nebulizar o pulverizar agua a las orquídeas

En climas secos u hogares con aire acondicionado, es conveniente aportar, cada día, algo de humedad al aire que rodea las plantas. Por encima del 40% de humedad ambiental, esto no será necesario, pero por debajo del 40%, es imprescindible. Bastará con esparcir agua sobre las plantas con una botella pulverizadora.

Orquídea

¿Porqué no vuelve a florecer una orquídea?

Has comprado una planta de orquídeas con uno o dos tallos llenos de flores y ya se han marchitado por completo. Una vez que se han secado, hay que cortar la espiga floral por la base, cerca del tallo. Si cuidas la planta con las instrucciones que hemos descrito, deberías verla florecer de nuevo en 6 o 9 meses, 12 a lo sumo. De no ser así, probablemente se deba a una de las siguientes razones:

1. La planta no recibe suficiente luz
2. La luz que recibe es excesiva
3. La temperatura es inadecuada
4. Ha recibido demasiado o muy poco fertilizante
5. Necesita un trasplante 
6. Recibe poca agua
7. La riegas en exceso

Sobre todo no te desesperes, saber cuidar orquídeas y hacerlas florecer es algo que requiere cierta práctica, pero el secreto está en dominar estos 7 factores que hemos nombrado. Es posible que pierdas alguna planta antes de que se te de bien su cultivo. A todos nos pasa.

¿Cuánto vive una orquídea?

Las orquídeas pueden vivir muchos años e incluso décadas con los cuidados adecuados. Su ciclo de vida consiste en una floración, un periodo de inactividad y un renacimiento. En condiciones óptimas, puede repetir este ciclo varias veces al año; en casa y bien cuidada, las etapas de latencia y floración pueden llegar a repetirse un par de veces en la temporada. 

Ahora que sabes cómo cuidarlas, te invitamos a ver las orquídeas de nuestra amiga Lourdes en Cuba, donde las cultiva en el jardín de su casa. También puedes ver algunas de las nuestras, aunque en este caso cultivadas dentro de casa.

4 comentarios

  1. Estupenda explicación sobre las orquídeas, aunque he de reconocer que nunca se me han dado bien amiga Mónica. Últimamente he comprado unos ejemplares de las más sencillas, veremos que tal se dan.
    Un fuerte abrazo y buena semana.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Pues espero que se te den bien, Juan. Seguro que con lo cuidadoso que eres, será así.
      Un abrazo!

      Eliminar
  2. Excelente el trabajo que has hecho sobre las orquídeas!!
    No he tenido nunca esta planta, siempre me ha parecido demasiado delicada para mi rústico jardín e imcluso para el interior.
    Muchos besos!

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. A mi me pasaba igual Montse. Hasta que me decidí a probar con un par, por decorar, y no resultó tan complicado.
      Besos muy fuertes!

      Eliminar

Cuéntanos todo lo que quieras sobre tu jardín. Estamos encantadas de leer tus comentarios y opiniones. Si lo necesitas expón cualquier duda que tengas, te contestaremos lo antes posible con nuestras sugerencias para ayudarte.

Gracias!

Instagram @guiadejardin

Sobre Guía de Jardín

Guía de Jardín es un blog personal escrito por Mónica y María. Si quieres conocernos, en esta sección nos presentamos.

Algunos de los enlaces contenidos en esta publicación son enlaces afiliados. Esto significa que ganamos una pequeña comisión si compras un producto recomendado, sin que ello suponga un coste adicional para ti.