Kiftsgate Court Gardens, fruto de tres generaciones de mujeres jardineras


Tres generaciones de mujeres jardineras son las artífices de este pedacito de cielo en la tierra, su labor a lo largo de los años han transformado el lugar en un maravilloso jardín. Se trata de un jardín privado en las faldas de una de las colinas de los Costwolds, con unas impresionantes vistas sobre la campiña inglesa y muy cerca de otra importante propiedad: Hidcote Manor, de la que ya hablamos días atrás.

Tres generaciones de manos femeninas han moldeado este jardín hasta convertirlo en el paraíso que es hoy en día


Corrían los felices años 20 del pasado siglo cuando la primera de ellas, Heather Muir, se estableció en la finca y construyó el jardín. Amiga personal de Lawrence Johnston, propietario y jardinero de Hidcote Manor, siguió sus consejos e indicaciones para realizar un sencillo diseño consistente en una zona formal pavimentada delante del pórtico y terreno con árboles y flora autóctona más allá. Heather quería que un jardín silvestre, sin planificación ni diseño sobre el papel, lo que otorgó al lugar una aire femenino en contraste con las líneas más masculinas que su amigo Johnston imprimió en su jardín de Hidcote. 


Durante los años 30 se abordaron las terrazas más bajas para hacerlas accesibles, se construyeron escaleras que permitieran recorrerlas bajo la sombra de los árboles disfrutando durante el paseo de las fascinantes vistas de las tierras bajas. Simplicidad y sencillez natural es el cariz predominante durante los primeros años de vida del jardín.


A mediados de los años cincuenta es Diany Binny, hija de Heather, quien se encarga del cuidado del jardín, a ella se debe la creación de la fabulosa piscina semicircular en la parte baja. También fue Diany la que encargó las esculturas del reconocido artista británico Simon Verity que se pueden encontrar en algunos tramos de los paseos. El jardín blanco fue rediseñado por ella para incorporar una pequeña fuente con embocadura de pozo en el centro. 


Diany fue una figura importante en el desarrollo de Kiftsgate ya que además de mantener la tradición jardinera transmitiendo el amor por las plantas y el jardín a su hija, abrió la propiedad al público para que otras personas pudieran disfrutar de este vergel cuidado con mimo por su madre, ella y su hija.

Anne Heather, nieta de la fundadora de Kiftsgate tomó el testigo de su madre y cuida hoy en día el jardín contando con la ayuda de unos pocos empleados. Una de las tareas acometidas por Anne fue la adición del nuevo jardín de agua en lo que antes era la pista de tenis. Continúa la tradición familiar mejorando el jardín con la incorporación de nuevas e interesantes plantas que complementen los esquemas de color que se establecieron cuando el jardín fue originalmente diseñado por la familia. 


Este oasis verde y fresco está situado en Chipping Campden, cerca de la ciudad de Gloucestershire, en Inglaterra. Si quieres ampliar información puedes encontrar más datos en su web, allí encontrarás muchos datos sobre las diferentes zonas del jardín, detalles de su historia y los horarios de apertura, por si tienes posibilidad de visitarlo. Todo en inglés, ¡claro! :-)

Relacionado

1 comentarios

  1. Precioso este jardín y que bonito transmitir el amor por las plantas de madres a hijas.
    Un beso, guapa.

    ResponderEliminar

Puedes comentar o sugerir cualquier cosa, procuraré contestar lo antes posible.

Gracias!

Instagram @guiadejardin

Archivo del blog

Subscribe