Feng Shui: la energía de las plantas


Existen muchas razones por las que tener plantas dentro de casa es positivo y está avalado por diversas investigaciones. La vegetación libera oxígeno y humedad al ambiente durante la fotosíntesis, elimina toxinas del aire, mejora nuestro estado anímico y embellece cualquier espacio. El mito de que no se deben tener plantas en el dormitorio porque nos quitan oxígeno no es más que una falsa creencia, seguro que nuestra pareja nos roba mucho más y no por eso la enviamos a dormir al sofá ¿verdad? Una o dos macetas en la habitación no nos van a perjudicar en absoluto, su consumo de oxígeno es mínimo.



El Feng Shui es un arte milenario originado en China que se basa en el conocimiento y ordenación del espacio para lograr una influencia positiva sobre las personas que lo ocupan. Se aplica para concentrar la energía vital de la naturaleza (el Chi)  y alejar la negativa de nuestros sitios de convivencia y esto se consigue distribuyendo el espacio según ciertas premisas que tienen su lógica.

Según el Fengh Shui, los cactus atraen la negatividad del aire y no es recomendable ponerlos en la entrada de casa para no recibir a los visitantes de manera negativa. En cambio, pueden ser útiles junto a un ordenador, el televisor, el móvil, etc., para que absorban las radiaciones que producen. Pero esta no es una cualidad que sólo tengan los cactus, se puede aplicar a todas las plantas con espinas u hojas muy afiladas, como las tillandsias. 


Los pasillos largos y las escaleras son vías por las que el flujo del Chi (la energía positiva) circula con gran velocidad y se escapa sin nutrir energéticamente la casa. Para que su paso sea más reposado se decoran con plantas alternadas a ambos lados y si además son espacios estrechos, conviene pintarlos con coles claros y luminosos. Cuando hay columnas, entre ellas se colocan plantas de hojas redondeadas que anulan la sensación de división que producen.

La tradición china propone que el baño debe estar fuera del hogar ya que la presencia del agua corriente en el interior representa para esta cultura una fuga vital de energía. Puesto que esto no es posible, el Feng Shui propone introducir el elemento tierra y qué mejor que poniendo una planta con su maceta. Si se trata de un baño poco iluminado habrá que buscar una planta que necesite poca luz, como potos o cintas, y si a causa de la falta de iluminación muriese, hay que sustituirla de inmediato porque no hay nada que atraiga tanto la energía negativa como una planta muerta. Lo dice el Feng Shui, pero a mi me parece pura lógica.


Colocar plantas en los rincones facilita extraer la energía que se estanca y sin tienen forma de palmera, como el tronco del Brasil (Dracaena fragrans), potenciarán el movimiento. Las plantas de follaje caído no son recomendables para zonas donde se pasa mucho tiempo porque producen melancolía, sin embargo, las de follaje abundante y frondoso aíslan y dan intimidad. Cualquier habitación puede contener tantas plantas como quieras salvo el dormitorio, donde no se recomiendan más de dos. 


No soy conocedora de las técnicas del Feng Shui y por más que leo, no alcanzo a comprender toda su filosofía de energías chi, yang, yin, etc. Lo cierto es que estoy absolutamente de acuerdo en su visión de la energía vital que transmiten las plantas y en que son una gran opción para decorar, refrescar y alegrar nuestros hogares. 

Relacionado

4 comentarios

  1. Mi pareja que le encanta el tema de Feng Shui lo del elemento tierra en los baños y cocinas lo sabía y ya me lo comentó ahora si tengo ganas de que llegue a casa para comentarle algún detalle más que me ha encantado y que por otro lado como bien dices puede resultar muy lógico. Gracias por el articulo, me ha encantado.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. A mi me llama la atención también este tema, pero hay detalles tan intrínsecos a la cultura oriental que me pierdo. En cambio, hay detalles que por un motivo u otro son comunes también para nuestra forma de pensar.
      Un abrazo, Raúl!

      Eliminar
  2. Gracias Mónica. Me ha encantado el artículo. El año pasado hice un curso de decoración de interiores y estudié el Feng Shui. No lo conocía pero también le he visto su lógica y sigo ahondando en el tema.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Muchas gracias, Ana. Seguro que profundizando es mucho más interesante aún.
      Un abrazo!

      Eliminar

Puedes comentar o sugerir cualquier cosa, procuraré contestar lo antes posible.

Gracias!

Instagram @guiadejardin

Archivo del blog

Subscribe