El jardín de Sorolla en su casa madrileña

31 enero 2015


La Casa Museo Sorolla en Madrid fue el hogar del pintor durante los años que residió en la capital española 


Hace unas semanas, en esta entrada, os hablaba del pintor Joaquín Sorolla y el escritor Vicente Blasco Ibañez. Ambos fueron artistas valencianos coetáneos de mi abuela materna y buscando información sobre sus jardines me vino a la memoria la historia que inspiró lo que escribí entonces.

Hoy me centro y retomo mi camino a la búsqueda de información de los jardines de estos dos artistas. Comenzaré por mostraros en esta entrada el que fue el jardín de la casa familiar del pintor, en la capital española. Una casa amplia con terreno que mandó construir cuando ya había alcanzado la cima del éxito y en la que vivió hasta el fin de sus días con su mujer, Clotilde, y sus tres hijos: María, Joaquín y Elena.

Historia

Nos trasladamos virtualmente a Madrid en la alborada del siglo XX. El Paseo de la Castellana comenzaba por entonces justo donde terminaba la ciudad y, aunque la alta nobleza prefería residir en sus palacios del centro de la capital, buena parte de la aristocracia y alta sociedad madrileña fijó su vista en esta zona que poco a poco se fue poblando con encantadores y señoriales palacetes. 

Niñeras y niños paseando por La Castellana a principios del siglo XX

Estas fastuosas mansiones fueron desapareciendo tras la Guerra Civil y, en aras del progreso y desarrollo, se sustituyeron por frías e inhóspitas torres de cemento. En el número 37 del Paseo General Martínez Campos queda una de las pocas muestras de lo que fueron aquellos palacetes, la vivienda familiar y taller de Joaquín Sorolla durante los últimos años de su vida.

La familia se trasladó a la casa en 1911, el edificio se ajustaba a todo lo que el pintor necesitaba: amplios estudios con luz cenital para trabajar, una zona doméstica de visitas lujosa y elegante, una zona privada reservada a su vida familiar y abundantes espacios de servicio.

Los jardines que la rodean fueron capricho del artista y se construyeron acordes a sus deseos con inspiraciones andaluzas e italianas repletos de vegetación, plantada por el propio Sorolla, que sin edificios altos alrededor, recibía abundante luz y florecía con exuberancia. 

La casa y su jardín son una obra más del artista, resultado de su arte y personalidad, que forma parte de nuestra historia y hoy en día recoge sus pinturas más personales, dibujos, utensilios de trabajo y sus colecciones de cerámica y escultura. La viuda de Sorolla, en su testamento, legó al Estado la casa para ser convertida en museo.

El Jardín

El jardín de la casa de Sorolla se divide en tres espacios claramente diferenciados. 




El primero es el jardín de entrada, que da acceso a la vivienda y tiene un marcado carácter de patio sevillano. Inspirado por los jardines de los Reales Alcázares de Sevilla abunda en él la azulejería y no falta el agua y los tiestos repletos de geranios.  La fachada de la casa tiene el característico color albero.

El segundo jardín, al que se accede desde el anterior, es de inspiración granadina. Al verlo nos viene a la memoria el Patio de la Acequia del Generalife, con una fuente rectangular llena de surtidores a ambos lados. Encontramos rasgos eclécticos de aire italiano en la columnata del fondo y algunos bronces pompeyanos enclavados en su perímetro. La vegetación en esta zona es frondosa y abundante, con muros cubiertos de hiedra y árboles que proyectan una sombra densa.




El tercer jardín da acceso al taller del pintor desde el exterior y parece creado para que las visitas esperaran plácidamente o para reunirse en un entorno fresco. En este espacio hay dos claros puntos de interés completamente dispares en su estilo. Por una parte una alberca sevillana decorada con la Fuente de las Confidencias y por otro una pérgola adosada al muro exterior de columnas italianas bajo la cual se encuentra un busto del pintor paleta en mano.




Entre la vegetación que hay en el jardín destacan árboles frutales, hiedras, buganvillas, rosas, geranios, adelfas, alhelíes y mirtos. Gran parte de estas plantas fueron plantadas originalmente por el pintor y aunque el jardín se tuvo que restaurar para reconstruir el sistema de desagüe, todas las plantas sanas, aunque añejas, se repusieron en sus emplazamientos originales. 

Los cuadros de su jardín

Sorolla disfrutaba retratando en el jardín, igual pintaba retratos de personas como imágenes de las plantas, sentarse a la sombra de la pérgola o de una sencilla sombrilla a pintar era una de sus aficiones preferidas durante la última década de su vida. Su gran inspiración siempre fue la naturaleza. En sus obras se aprecia la luz y el color de las flores que llenaban su jardín y casi se puede escuchar el sonido del agua en las fuentes. 









En julio de 1920, bajo esa misma pérgola, pintaba este retrato de Mabel Rick Pérez de Ayala (mujer del escritor asturiano Ramón Pérez de Ayala) cuando un ataque de apoplejía le (nos) arrebató el milagro de sus pinceladas. 

Personalmente no conozco el museo ni el jardín, sé por referencias que es un lugar maravilloso que vale la pena visitar y con ello cuento en mi larga lista de lugares para ir. Mientras, lo más que he podido disfrutar de este espacio, es la visita virtual que hay disponible en la página del museo y a la que puedes acceder desde este enlace.

Chelsea Flower Show 2015, cada vez más cerca

30 enero 2015


¿Conoces Chelsea Flower Show? Es una exhibición de horticultura que se celebra en Londres desde el año 1913 y que en la actualidad se ha convertido en un encuentro de referencia para presentar y conocer lo último sobre plantas y diseño de jardines. 

Este certamen también se conoce como Great Spring Show (Gran exhibición de primavera) y es debido a que ya en 1862 se celebraba en el barrio de Kensington una exposición floral que fue trasladada al Royal Hospital Chelsea dando origen oficial al Chelsea Flower Show.

La muestra la organiza la Royal Horticultural Society (Real Sociedad de Horticultura) con la finalidad de promover la horticultura y la jardinería en Reino Unido. Este año está previsto que se celebre entre el 19 y 25 de mayo, tiempo en el que se podrán visitar en sus instalaciones una serie de jardines efímeros (construidos expresamente para el evento) y diversas exposiciones florales.

La exposición se completa con un concurso entre los expositores de cada categoría. Se otorgan cuatro premios (oro, plata dorada, plata y bronce) para los mejores de las siguientes especialidades: 

Flora: Flores y jardines
Hogg: Arboles
Knightian: Verduras y hierbas
Lidley: Educación y ciencia
Grenfell: Fotografía, dibujo, arreglos florales y floristería

Sin duda es un evento al que me gustaría asistir en alguna ocasión, pero no es una cita que tenga excesiva prioridad en mi lista de deseos. Antes preferiría visitar alguno de los fastuosos jardines que la RHS mantiene en territorio británico o acudir a alguno de esos preciosos viveros londinenses que admiro en imágenes.

Y hasta que llega ese momento siempre nos queda el recurso de observar las instantáneas que The Telegraph comparte para que los amantes de la jardinería apreciemos el certamen desde la distancia. En las siguientes imágenes, por ejemplo, nos dejan una muestra de jardines expuestos en la última celebración del Show. Si deseáis conocer más información sobre él os invito a leer el reportaje de presentación de la próxima convocatoria.

Jardín de The Telegraph, diseñado por Tommaso del Buono y Paul Gazerwitz que escenifica un jardín italiano contemporáneo

El jardín de Massachusetts, diseñado por Susannah Hunter y Catherine MacDonald para la oficina de turismo de Massachusetts. Se inspira en el paisaje natural de la península de Cape Cold, en el extremo más oriental del estado.


El jardín del Brewin Dolphin. Diseñado por Matthew Childs, un jardín contemporáneo con influencias asiáticas que invita a "capturar la calma y tranquilidad de una mañana fresca".



Jardín "Esperanza en el Horizonte". Diseñado por Metthew Keightley patr el centro de caridad Help the Heroes con la esperanza de reflejar el difícil camino hacia la recuperación que afrontan muchos veteranos.

Jardín "Tiempo para reflexionar". Diseñado por Adam Frost con el fin de ilustrar cómo los recuerdos (por ejemplo la pasión de su padre por la vida al ire libre) se pueden utilizar para crear un jardín familiar.


El jardín Brand Alley, un jardín con elementos románticos diseñado por Paul Hervey-Brooks e inspirado por la restauración de un jardín renacentista que Hervey-Brooks realizó en Italia.


El jardín "Cielo nocturno". Los hermanos Harry y David Rich, los diseñadores más jóvenes en Chelsea este año, han tratado de crear un espacio donde los niños pueden aprender sobre la tierra y el espacio.


El jardín de Laurent Perrier, una bodega de lujo que ha contado con el trabajo del paisajista Luciano Giubbilei quien ha creado un espacio de contrastes en materiales, capas, composiciones y texturas.

Jardín de la Escuela de Medicina de San Jorge. Los estudiantes de la Escuela de Medicina de San Jorge y los padres de los niños en la unidad neonatal contribuyeron en la construcción de este jardín que se inspira en el viaje emprendido por los bebés prematuros y sus familias.

Mirando atrás: mi primer rosal, Evelyn

29 enero 2015




Parece mentira pero ya hace más de seis años que retomé los cuidados del jardín y decidí darle un aire nuevo. Los años anteriores los había pasado totalmente absorbida por otras tareas y no había podido dedicarle tiempo. A excepción de algunas plantas muy resistentes casi todas necesitaban ser restituidas y el césped había que reponerlo.


Claves para el cuidado de las plantas de interior

27 enero 2015


Cuando hablamos de plantas de interior parece que demos por hecho que el interior de casa es el hábitat natural de ellas. Esto no es realmente así, se denominan "de interior" a las plantas que se adaptan a vivir dentro de nuestras casas, pero todas ellas proceden de fuera, en la naturaleza viven al exterior pero cada una en el lugar donde las condiciones son las apropiadas para su desarrollo.

Los límites del jardín


Los límites del jardín enmarcan el espacio y conseguir integrarlo es primordial para conseguir que el conjunto resulte más atractivo. Hay diferentes maneras de enriquecer esta zona periférica y acentuar su carácter. Los ingleses -en mi opinión- saben hacerlo como nadie, combinando muros de ladrillos con bordes bajos y trepadoras sobre espalderas.

10 plantas para jardines en sombra

26 enero 2015

Astilbe

Astilbe

Sus flores parecen plumas de colores y las hojas recuerdan las de los helechos. Se pueden encontrarla en tonos rosados, blancos, rojos y malva. Son ideales para zonas en semisombra o junto a estanques y requieren terrenos ricos y algo húmedos.

Un jardín en Cuba lleno de orquídeas

25 enero 2015

spathoglottis plicata

Las imágenes que os muestro hoy llegan desde el otro lado del océano Atlántico. Ya sabéis que yo estoy en España, y estas fotografías son de Lourdes, una seguidora que vive en la maravillosa isla de Cuba. Digo maravillosa por lo que veo en vídeos y fotografías, por lo que me cuentan amigos que la han visitado..., ¡ya me gustaría a mi poder opinar por haberlo visto con mis propios ojos!

Una de plantas..., "al tun-tun"

24 enero 2015


Estas son las plantas que tengo dentro de casa. Esta mañana hacía frío fuera, pero brillaba el sol (que, por cierto, sigue brillando) y entraba buena luz, se me ocurrió jugar un rato con la cámara de fotos. Buscando modelos que posaran con paciencia mientras yo hacía pruebas, las plantas me parecieron candidatas perfectas y  ellas estaban dispuestas. Los pajaritos también, muy al contrario de los que viven en el jardín, estos estuvieron muy quietos durante toda la sesión.

El día del árbol


La Costera es el paraje natural que hay enfrente de casa, un espacio protegido de cerca de 50 ha que pertenece al municipio. Sobre un cerro de unos 162 metros de cota, crecen especies vegetales propias del clima mediterráneo entre las que destaca el pino en agrupaciones irregularmente distribuidas. En menor proporción también están presentes carrascas, olivos y algarrobos.

Un paseo por el Jardín de las Plantas de París

23 enero 2015


Hace algunos años visitamos París con los niños. No nos apetecía volar y cogimos el tren hotel, salimos de España a las 9 de la noche y llegamos sobre las 8 de la mañana a la capital francesa. Ocupamos un compartimento para cuatro personas, los que somos en la familia, y dormimos en el tren. Es una opción muy recomendable cuando viajas con niños, es más relajado que coger el avión y a ellos les parece toda una aventura.

Decoración sencilla con flores, ramas y bulbos

22 enero 2015

Recipiente con bulbos y pequeñas coníferas

Pues si ayer os contaba lo sencillos y decorativos que resultaban los bulbos en recipientes de cristal, hoy esto me ha resultado tan simple y bonito que no he querido dejar de compartirlo con vosotr@s. En este caso las imágenes son de Riika, una holandesa amante de la sencillez y los espacios puros.

Objetos para un jardín romántico

20 enero 2015


Para conseguir una decoración agradable en el jardín lo mejor es elegir utensilios de jardinería y mobiliario lo más bonitos posible dentro de su funcionalidad. Hoy os traigo algunas ideas, todas dentro de uno de los estilos que más me gustan. Para conseguir un jardín romántico nada mejor que los objetos de hierro fundido, forja y con motivos naturales. 

Instagram @guiadejardin

Subscribe